enfemedades viajes mascotas

¿Sabías que el mal llamado embarazo psicológico no es un proceso que el animal se imagine, sino que tiene una base física real? La pseudogestación, nombre técnico para denominar el popularmente conocido como embarazo psicológico, aparece como un embarazo a nivel hormonal, es decir, no se ha producido concepción, pero el cuerpo ha activado todos los procesos físicos como si se hubiera producido. Por lo tanto, veremos en el animal los síntomas físicos del mismo. De hecho, la hembra puede llegar a producir leche en sus mamas, o un suero parecido, y a nivel de comportamiento veremos que empieza a construir un “nido” o a preparar un lugar donde parir.

Las hembras que no han estado esterilizadas son las que es posible que sufran este problema. Hay perras que lo sufren con frecuencia a lo largo de su vida, pero también se da el caso de animales que no lo van a sufrir nunca.

¿Cuándo se produce? La pseudogestación ocurre dos meses después del celo ¿Qué pasa si no hacemos nada? Si no intervenimos, el proceso remite solo, pero solemos dar tratamiento sobre todo para parar el proceso de lactancia.

Para evitar este tipo de situaciones y otras de más peligrosas para la vida del animal, como tumores mamarios y del sistema reproductor, desde Canis i Felis os recomendamos esterilizar. También evitaremos enfermedades de transmisión sexual y comportamientos de huída durante el celo. Evitaremos embarazos no deseados y ayudaremos a no incrementar el gran número de animales que están ya en adopción o buscando una nueva familia.

Canisifelis
Redes sociales